La Bruja Inmobiliaria

Lun08192019

Last updateMié, 13 Mar 2019 10pm

Back Chamberí Portada ¿Conoces tu barrio? Homenaje al viejo profesor Don Enrique Tierno Galván, el alcalde de Madrid más querido y nacido en Chamberí

Homenaje al viejo profesor Don Enrique Tierno Galván, el alcalde de Madrid más querido y nacido en Chamberí

Grafitti homenaje a Tierno

 

Don Enrique Tierno Galván nació en Madrid en 1918, lo que desconocía es que lo hizo en nuestro barrio, en Chamberí concretamente en la calle Calvo Asensio número 4, donde existe una placa que nos lo recuerda. alcalde de Madrid desde el 1979 hasta su muerte en 1986 suscitó unanimidad a su favor más allá de su filiación política, y su fama traspasó las fronteras llegando a presidir la Federación Mundial de Ciudades Unidas. Madrid vivió en esos años un espectacular renacimiento de su vida cultural, artística y social, adormecida durante el franquismo, que se conoció como la "movida madrileña" y que llegó a identificarse con la figura del "Viejo Profesor" que conectaba tanto con jóvenes como con mayores.

 

 

Con pretendidos orígenes, pues ni nació en Soria ni era descendiente de labradores, era un hombre popular y muy querido por la gente. Sus bandos municipales estaban llenos de ingenio, fina ironía y gran talento literario. Aunque despertaba desconfianza, más bien envidia en su propio partido del que fue expulsado, llegando Alfonso Guerra a llamarle “víbora con gafas”. Lo que nos queda de su recuerdo es que fue un hombre honrado y que dejó frases para la historia y vigentes en la actualidad como "Los bolsillos de los gobernantes deben ser de cristal.", "Más libros, más libres.", "Bendito sea el caos, porque es síntoma de libertad." o quizás la más recordada y polémica por su doble sentido "Rockeros el que no esté colocao, que se coloque... y al loro!" que pronunció en un festival de música en el Palacio de los Deportes de Madrid, en el 84 en plena Movida Madrileña.

 

En la calle Calvo Asensio nació el viejo profesor

 

Cursó el bachillerato en el instituto Cervantes y vivió en nuestro barrio hasta el 1936 según nos cuenta su hijo, cuando estalló la Guerra Civil, en la que militó en el bando republicano. Inició su carrera política como figura de la oposición al franquismo desde la Universidad, donde con sólo 35 años en 1948 (ya era llamado el viejo profesor, pues Tierno siempre fue mayor) logra la cátedra de Derecho Político en Murcia y, posteriormente en la de Salamanca hasta 1965.

 

Su prestigio político e intelectual queda consolidado en los años setenta, tras su confuso ingreso y expulsión de la Agrupación Socialista Madrileña. Funda el Partido Socialista del Interior, que posteriormente, en 1974, pasó a llamarse Partido Socialista Popular. Condenado a la marginación política por el PSOE, que vetó su participación en la redacción de la Constitución, pese a tener el honor y habilidad literaria de redactar el preámbulo de la Constitución. Tierno aceptó la integración del PSP en el PSOE en abril de 1978.

 

Su popularidad como alcalde fue enorme, siendo reelegido en 1983 con mayoría absoluta, y hasta la fecha es el único alcalde socialista en lograrlo. Aunque su política de modernización de la ciudad fue superficial, como sustituir los nombres franquistas de algunas calles, en vez de pavimentarlas, o la suelta de patos blancos en el Manzanares como imagen de su plan de saneamiento, un río muy contaminado que necesitaba depuradoras que no se construyeron hasta las administraciones posteriores.

 

 

Murió en enero de 1986 en Madrid siendo alcalde y fue despedido por el pueblo de Madrid con una multitudinaria manifestación de duelo que colapsó la ciudad entera. Aunque agnóstico, tuvo un funeral religioso en San Francisco el Grande; el arzobispo de Madrid, Ángel Suquía, pronunció una homilía de reconocimiento: “Fue imagen de los buenos mortales, de la elegancia en el trato, de la buena crianza: supo hacer de la política una confrontación de ideas y proyectos, no de personas”.

 

Homenaje en Chamberí en la casa dónde nació Enrique Tierno Galván

 

Este pasado domingo, y desde hace cinco años, se ha celebrado un homenaje a Enrique Tierno Galván, en esta ocasión conmemorando el 96 aniversario de su nacimiento, en el que participaron vecinos, militantes del PSOE madrileño, músicos y poetas, y en el que se recordó con cariño la figura del alcalde de Madrid más popular, tomando un chocolate con churros. Pese a la lluvia, se llevó a cabo el acto en el que Diego Cruz, secretario general de la agrupación Socialista de Chamberí tuvo unas palabras y en el que su hijo Enrique Tierno ha contado que siempre, en el día a día le siguen preguntado por su padre, y que últimamente con más interés y preocupación por la situación política que vivimos, y comentan que echan en falta su figura. Tierno está en la memoria histórica sentimental y ética, y será recordado como un referente intelectual y moral.